A pesar de sus esfuerzos para convencer el presidente Andrés Manuel López Obrador de participar en la Cumbre de las Américas, el embajador de Estados Unidos en México, Ken Salazar, afirmó que la relación entre ambos países “siempre será una relación buena”, incluso en caso de que el mandatario mexicano no acuda a Los Ángeles.

“El presidente (Joe) Biden y el presidente López Obrador están trabajando muy bien en muchísimas cosas y así va a seguir», dijo Salazar a reporteros después de un evento oficial, para minimizar el impacto de la ausencia cada vez más probable del presidente mexicano en la primera cumbre de esta naturaleza en Estados Unidos desde 1994.

Añadió que “ahora todavía en Estados Unidos estamos trabajando en las invitaciones, todavía no sabemos quién va ir y quién no”, e insistió en que “lo que no va cambiar es que la relación entre México y Estados Unidos siempre será una relación buena, porque somos vecinos”.

A través de diversos canales diplomáticos y políticos, el gobierno de Joe Biden ha tratado de persuadir López Obrador para que dé marcha atrás a su decisión de no acudir a la cumbre en caso de que Washington mantenga su negativa a invitar a los gobiernos de Cuba, Venezuela y Nicaragua.

Ayer, Salazar visitó por Palacio Nacional por enésima vez –sostuvo 16 reuniones recientes en el recinto presidencial, para tratar temas de energía e inversiones–, y salió sin dar declaraciones a la prensa.

Por Staff

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.