Huitzilac, Tlalnepantla, Totolapan, Hueyapan, Tetela del Volcán y Cuernavaca son los municipios que padecen escasez de agua en la entidad, informó Jaime Juárez López, titular de la Comisión Estatal del Agua (Ceagua).

El funcionario detalló que en las primeras cinco localidades falta el líquido porque están en la zona más alta del estado, donde se necesita infraestructura adecuada; mientras en la capital también son las colonias que están en lo más elevado del territorio las que tienen esta problemática.

Según cifras oficiales, en estas seis demarcaciones habitan alrededor de 443 mil 476 personas, del millón 975 mil 520 que viven en Morelos, por lo que 22.45 de la población sufre del desabasto en sus hogares.

En entrevista con La Jornada, Jaime Juárez explicó que Morelos cuenta con cuatro mantos acuíferos: en Cuernavaca, en Zacatepec, otro en Cuautla-Yautepec y uno más en Tepalcingo-Axochiapan; pero de éstos, dijo, los dos últimos ya están “sobrexplotados”.

El funcionario puntualizó que esta situación perjudica las partes altas del estado, aunque aclaró que, a diferencia de otras entidades, la escasez también se debe a problemas como la falta de infraestructura para almacenar el agua en tiempos de lluvia.

En cuanto a la capital, Juárez López aseguró que prevalece esta dificultad porque hay “una mala gestión del líquido” ya que más de “60 por ciento que se extrae para las viviendas, se fuga”, por el mal estado en que se encuentra la red del Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de Cuernavaca (Sapac).

Además, el Sapac no cuenta con instalaciones como tanques elevados o superficiales para acumular el recurso, “que permitiría realizar un bombeo permanente y, por gravedad, se distribuiría a cada uno de los domicilios. Actualmente las bombas envían agua directamente a la red y esto provoca muchos problemas a los equipos”.

El titular de Ceagua añadió que el Sapac atraviesa de “por sí” una crisis económica desde hace varios años y arrastra un “adeudo histórico y actual” con la Comisión Federal de Electricidad (CFE) por 296 millones de pesos, por lo que Cuernavaca, en concreto, a diferencia de los altos de Morelos, no es que falte el agua, “sino que cortan con frecuencia la energía eléctrica (la CFE) en los pozos”.

Asimismo detalló que a nivel estatal la capacidad hídrica es de alrededor de un millón 537 mil metros cúbicos, “que debería de abastecer a todos”, pero de ésta sólo se aprovecha 58 por ciento.

En Hidalgo, la Comisión de Agua y Alcantarillado de Sistemas Intermunicipales dio a conocer que la constructora Quma será sancionada porque fue localizada una toma clandestina en el fraccionamiento Paseos de Chavarría, del municipio de Mineral de la Reforma, a través de la cual presuntamente la compañía extraía agua potable de manera ilegal para la compactación de terrenos y construcción de viviendas.

(Con información de Juan Ricardo Montoya )

Por Staff

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.